TAMARA KLEIN

Tamara Marie Klein nació el 20 de diciembre de 1966 en Coopersville, Michigan. Sus padres, Steve y Mary Klein, tenían entonces 23 años.
El 17 de noviembre de 1970, Barbie va a una escuela secundaria local, donde estudia con éxito hasta diciembre de 1979 o principios de 1980. Luego sucede el caso de la lavadora, que divide su vida en «antes» y «después»
A pesar de todo, sin embargo, a principios de septiembre de 1980, Barbie regresó a la escuela y se graduó con éxito de la escuela secundaria en mayo de 1984, como lo demuestra el anuario de la escuela. Y al mismo tiempo, sus padres se divorciaron: el padre no podía soportar la carga de su hija discapacitada.


El 30 de marzo de 1986, se casa con un nativo de Montana en Carson, Nevada. Ambos tenían 19 años.
En 1988, Tamara se convierte en modelo amputada de Ampix, y las fotos con ella no parecen ser obra de un fotógrafo profesional.

En abril de 1989, Tamara tuvo una entrevista en la que la chica apareció para describir su vida en detalle. El sonido es tan pobre que apenas podíamos entender una palabra.
Entonces aparece la entrevista de Susan Abbott. La calidad es mucho más pobre que nunca, por lo que todavía no sabemos mucho de lo que dice allí.
En el verano de 1998, sus padres, Steve y Mary, se divorciaron, después de lo cual Tamara y su madre se mudaron.
Una vez (no sabemos cuándo) se mudó a Conklin, donde vive con su madre hasta ahora.

Además, la separación de Tamara de su esposo permanece sin referencia de tiempo: nunca solicitaron el divorcio.
Dirías que Barbie y Tamara Klein son la misma persona, pero… El período más importante de la vida de Tamara – 1988 – 1989 – está escondido en el misterio, y no hay evidencia ni negación de la participación de la mujer en la sesión de fotos. Tamara sigue ignorando nuestros intentos de contactarla.

Y ese es precisamente nuestro principal problema hoy: Confirmar que Barbie es Tamara, debido a la incapacidad de comprobar la amputación.
No, estamos 99% seguros de que Tamara es la verdadera Barbie que hemos estado buscando, pero le gustaría bajar el porcentaje de incertidumbre – de repente todo resultó tan bien y claro, ¿estamos en un callejón sin salida …?

Traducido por Charlotte King